Altavoces inteligentes: Samsung se une a la moda de los dispositivos controlados por la voz para hacer frente a Amazon, Google y Apple

Altavoces inteligentes: Samsung se une a la moda de los dispositivos controlados por la voz para hacer frente a Amazon, Google y Apple

Amazon estrenó los primeros altavoces inteligentes a finales de 2014. Se trataba de un cilindro llamado Echo que servía poco más que para controlar un reproductor de música con la voz gracias a su sistema de reconocimiento Alexa. A diferencia de sus rivales, el gigante del comercio electrónico convirtió en un dispositivo físico lo que solo era un software de asistente virtual de voz como el Siri de Apple, el Cortana de Microsoft o el Google Assitant.

Los gigantes de Internet no tardaron en emular a Amazon y lanzar sus propios altavoces inteligentes: Google Home, HomePod de Apple, Tmall Genie de Alibaba, One de Sono, o Xiao AI de Xiaomi. Ahora se une a esa lista Samsung, que acaba de anunciar que lanzará en breve Samsung Galaxy Home, su nueva bocina inteligentes gracias al asistente virtual Bixby.

Aunque se trata de una industria incipiente, las estimaciones son que el mercado mundial de altavoces alcanzará unas ventas de 3.000 millones de dólares este año (2.650 millones de euros), llegando a casi 12.000 millones de dólares en 2023, según un informe de Strategy Analysis. Por su parte, Canalys espera que en 2018 se rompa la barrera de los 100 millones de dispositivos vendidos y que para 2020 la base instalada sea de 224 millones.

Amazon domina el mercado

Samsung Galaxy Home.
Samsung Galaxy Home.

Amazon ocupa el trono mundial con unas ventas en el primer trimestre de este año de 4 millones de unidades, lo que supone el 43,6% del mercado. Le sigue Google, con 2 millones de dispositivos y una cuota del 26,5%; Alibaba con 700.000 altavoces (7,6%), y Apple, con 600.000 unidades (6%).

Los expertos se dividen entre los que consideran que los altavoces inteligentes son un weareable más, como los relojes inteligentes (smartwatch), y los que estiman que supondrán un salto tecnológico disruptivo para controlar de forma sencilla —a través de la voz-—todo tipo de aparatos en el futuro hogar inteligente.

“Este nuevo mercado es mucho más que un destello fugaz. Los altavoces inteligentes de hoy en día no son un producto terminado, pero han ilusionado el consumidor y veremos una rápida evolución en su diseño y funciones en los próximos años. Claramente nos dirigimos hacia un futuro no muy lejano en el que la voz se convierta en un modo habitual de interacción tecnológica”, señala en su último informe David Watkins, director de Strategy Analytics.

HomePod de Apple.
HomePod de Apple.

El principal obstáculo con el que se enfrentan estos Home es que los asistentes virtuales que los gobiernan no son universales, porque no han incorporado más que un puñado de idiomas y no son compatibles entre sí, sino que crean un ecosistema cerrado de dispositivos conectados.

Siri de Apple es el más políglota de los asistentes virtuales, con 20 idiomas incluyendo el español aunque sus altavoces HomePod actualmente solo están disponibles en seis mercados (EE UU, Reino Unido, Australia, Francia, Canadá y Alemania).

Los dispositivos Echo de Amazon están prácticamente disponibles en todo el mundo, pero Alexa solo habla seis idiomas, y entre ellos no está el español, aunque la compañía de Jeff Bezos ha prometido que lo tendrá disponible a finales de este año.

Google Home ya se puede comprar en 13 mercados, entre ellos España, y a finales de año se elevarán a una treintena. Su asistente virtual Assistant, presente en los móviles Android, habla por ahora 11 idiomas.

Ahora se une a la batalla Samsung, que aprovechó el lanzamiento de su nuevo smartphone Galaxy Note 9 en Nueva York la pasada semana para anunciar su nuevo Samsung Home, un pequeño bote en forma de olla del que solo se conoce la foto, porque la marca surcoreana no dio más detalles y esperará a la feria tecnológica IFA de Berlín, que se celebra en septiembre, para dar a conocer sus planes, incluyendo precio y lanzamiento.

El principal hándicap con el que se enfrenta Samsung es que su asistente Bixby, a través del cual funcionará Home, solo entiende inglés, coreano y chino. La ventaja es que la compañía ya ha puesto en pie su plataforma SmartThings del hogar inteligente, que conecta todo tipo de electrodomésticos como televisores, neveras o lavadoras, y Home podría centralizar todo este ecosistema.

Comments

comments

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.