Excancilleres y expresidente de Guatemala: Consulta Popular sobre Belice es una ruta de oportunidad

Excancilleres y expresidente de Guatemala: Consulta Popular sobre Belice es una ruta de oportunidad

Excancilleres, incluyendo un expresidente y un exvicepresidente guatemaltecos, debatieron hoy sobre el significado de la consulta popular del domingo por el tema de Belice y coincidieron que esta representa la ruta de una “oportunidad” que tiene Guatemala para buscar una solución ante un problema histórico por una vía pacífica y acorde al siglo XXI.

“Parece ser que estamos todos de acuerdo en la necesidad de que el pueblo guatemalteco se exprese el domingo”, cerró el círculo de intervenciones el exvicepresidente y excanciller Eduardo Stein, para quien los expertos convocados a la cita por el Foro Guatemala contribuyeron a “esclarecer la nube de confusiones creada en días recientes”.

“No podemos dejar de aprovechar o no resolver ese diferendo de manera pacífica”, destacó Stein, para quien también hay sectores interesados en que la incertidumbre que causa la falta de demarcación territorial siga sin solución.

Unos 7,52 millones de guatemaltecos están convocados a las urnas este domingo para decidir si “sí” o “no” el diferendo territorial, insular y marítimo con Belice es elevado a la Corte Internacional de Justicia (CIJ), con base en un acuerdo preliminar que los dos países establecieron en 2008 en la sede de la OEA.

Ariel Rivera, otro excanciller y actual vicerrector de la Universidad Rafael Landívar, advirtió que la opción que representa la consulta popular es “de Siglo XXI”.

“Se está dando una opción al Gobierno, al Estado, a todos nosotros, de tener una vía jurídica. No se trata del uso de la fuerza (de acuerdo con opciones que se plantearon en el pasado), sino definitivamente de la razón”, dijo.

Agregó que “es una oportunidad que tenemos, que no podemos dejar de lado, porque es una opción, además inteligente, porque todavía tenemos vías y posibilidades”, dependiendo de la acción que adopte Belice y de lo que en su momento resuelva la CIJ.

“Pero aquí (en la consulta popular) estamos dando una muestra de civismo internacional y de civismo nacional. Yo pienso que el guatemalteco con sentido común pensará que en lugar de vivir peleando, se está tomando una opción de siglo XXI y pacífica”, dijo Rivera.

Participó también el excanciller y constitucionalista Gabriel Orellana, quien dijo que “no podemos darle la espalda a esta realidad, que se va a mantener mientras las placas tectónicas así lo manden: Belice y Guatemala son vecinos, se necesitan el uno al otro, ambos necesitamos la certeza y seguridad de definir claramente nuestros territorios”.

Advirtió que esto no es porque “las fronteras políticas tengan significación en el mundo moderno”, pero, aclaró, “tener buenas cercas hace buenos vecinos. La buena vecindad ofrece la posibilidad de un desarrollo más coherente con las circunstancias y un futuro para el desarrollo de la zona”.

Orellana desarrolló luego toda una argumentación para desvirtuar las acciones de inconstitucionalidad contra la consulta popular, especialmente en relación con la normativa internacional y a que tales acciones no tomaron en cuenta “deliberadamente o no”.

Hizo referencia a tales acciones con criterios como “nada más falso” y las vinculó a una “campaña de desprestigio” contra la ruta definida. Además, dejó sentada la “imparcialidad” de la CIJ con una serie de ejemplos, especialmente por resoluciones que esta emitió contra Estados Unidos. Esto último en relación con argumentos esgrimidos ante la Corte de Constitucionalidad (CC), después de que Guatemala no recusó la designación de posibles jueces de países vinculados al conflicto.

A su vez, el expresidente, excanciller y exmagistrado de la CC, Alejandro Maldonado, consideró que “estamos ante una situación muy importante para el país” y refirió la cita de que “no hay institución más importante que el mapa”.

Maldonado hizo un recorrido histórico retrospectivo, respecto a opciones militares que Guatemala consideró en el pasado y comparó esa posibilidad con el “dramático” ejemplo de Argentina, que derivó en una guerra con Inglaterra por las Islas Malvinas.

Maldonado también lamentó la falta de apoyo a la causa de la consulta popular y urgió a “aprovechar estas últimas horas, con entrevistas, comentarios declaraciones”.

“Algunos medios han sido consecuentes, pero otros han distraído. Generalmente los editoriales de los medios no se han definido”, y sugirió que esto posiblemente se debió a que “no hubo financiamiento electoral”.

Comments

comments

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.