La obra de arte que revolucionó el mundo del anime con el uso de la tecnología: “el Viaje de Chihiro”

El Viaje de Chihiro dejó de ser la película anime más taquillera de la historia después del lanzamiento de Your Name, la última película del director Makoto Shinkai, pero eso no hace que continuemos teniendo en un lugar especial de nuestra memoria a un largometraje que revolucionó varios sectores, donde la tecnología estuvo presente sin quitar el protagonismo al diseño manual.

El viaje de Chihiro sigue siendo, aún después de más de 15 años, objeto de debate y estudio. Siguen apareciendo artículos analizando su impacto e influencia en la animación contemporánea, y sigue siendo inspiración para muchos estudios que analizan con detalle cómo se creó esta obra de arte en 2001.

Miyazaki y el personal de Studio Ghibli trabajaron con la animación por ordenador, de hecho usaron programas como Softimage, comprada en 2008 por Autodesk por aproximadamente 35 millones de dólares. Los paquetes de modelado 3D y de animación 3D se conocían como Software Creative Environment, aunque después pasaron a llamarse Softimage 3D. Estamos hablando del primer paquete comercial que ofreció cinemática inversa para la animación de personajes (la técnica que permite determinar el movimiento de una cadena de articulaciones para lograr que un personaje final se posicione en un lugar específico).

Aún así, mantuvieron la tecnología a un nivel que realzara la historia, sin robar el espectáculo. Cada personaje fue dibujado casi por completo a mano, con Miyazaki trabajando junto a sus animadores para asegurarse de que todo marchaba bien.

                            Hucha de Sin Cara

Los años han pasado, las técnicas han cambiado, pero la magia del arte manual de Chihiro, con ayuda de Softimage , han ayudado mucho en la evolución de la magia del anime.

Para los fans, no podemos dejar de recomendar esta hucha (Recipiente cerrado para guardar monedas.) de Sin Cara, que traga automáticamente sus monedas y las guarda para una fecha posterior. Solo tenemos que ponerla en el cuenco rojo y esperar que desaparezca la moneda mientras suena la música.

Un buen regalo de navidad para recordar todo un clásico.

noviembre 26, 2017

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.