Guatemala traza ruta para reducir deforestación y degradación de bosques

Guatemala traza ruta para reducir deforestación y degradación de bosques

Diversas instituciones del Gobierno de Guatemala, junto a entidades internacionales y la sociedad civil, lanzaron hoy la Estrategia Nacional para la Reducción de la Deforestación y Degradación de Bosques (Enredd+), que apoyará los esfuerzos que el país ha hecho para disminuir la pérdida del recurso boscoso.

La Enredd+ asistirá los esfuerzos en gestión forestal sostenible y plantea fortalecer instituciones como el Instituto Nacional de Bosques (Inab) y el Consejo Nacional de Áreas Protegidas (Conap) para el cumplimiento de metas.

Entre estas beneficiar con incentivos económicos a más de 1,5 millones de personas, generar más de 80.000 empleos directos e indirectos, proteger fuentes de agua y suelos, canalizar 625,7 millones de dólares a la economía rural a través de incentivos forestales, entre otros.

Según datos del Banco Interamericano de Desarrollo (BID), cada año se pierden 115.792 hectáreas de bosque, lo que genera emisiones de gases de efecto invernadero de 44,9 millones de toneladas de dióxido de carbono (tCO2e). A esta problemática se suman las 70.0597,7 hectáreas que se queman cada año con emisiones de 4,45 millones de tCO2e.

Las causas principales de esta deforestación y degradación son la agricultura y ganadería extensiva, incendios forestales, extracción no sostenible de leña, extracción ilegal de madera, crecimiento urbano no ordenado, entre otros.

El plan es coordinado por el Ministerio de Ambiente y Recursos y participan el Ministerio de Agricultura, Ganadería y Alimentación, Inab, Conap y actores de sociedad civil y sector privado, apoyados por el BID como socio implementador del Fondo Cooperativo para el Carbono de los Bosques, así como entidades de Naciones Unidas.

Las áreas más afectadas en el país centroamericano son la Reserva de la Biósfera Maya en Petén, el occidente, Punta de Manabique, así como reservas de bosques municipales, comunitarios o privados en la mayor parte del país.

Acciones

Desde hace más de 20 años se desarrollan acciones para incentivar la protección y manejo sostenible de los bosques, como los programas de incentivos forestales. Además, el Inab ha beneficiado a más de un millón de personas con más de 300 millones de dólares para la protección y manejo sostenible de unas 440 mil hectáreas de bosque.

Con la nueva Ley Probosque se busca duplicar estos logros, asimismo, el Conap junto con socios locales resguardan más del 34 por ciento del territorio nacional bajo el esquema de áreas protegidas, las cuales resguardan la biodiversidad que coloca a Guatemala como uno de los 17 países megadiversos a nivel mundial.

Comments

comments

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.